Ficus benjamina cuidados

Ficus benjamina cuidados

Filodend…

El ficus comunica su malestar dejando caer las brillantes hojas verdes. De hecho, se trata de un mecanismo de protección con el que la planta de interior reacciona a las condiciones negativas. La causa de este defecto rara vez es evidente y requiere un análisis específico. Lea aquí por qué el Ficus benjamina pierde sus hojas. Esta guía de cuidados le muestra cómo ayudar a su «hijo problemático».
De forma no verbal y sin embargo inequívoca, el Ficus nos «dice» cuando no se siente bien. La popular planta de interior reacciona ante un trastorno dejando caer sus elegantes y brillantes hojas. Esta señal requiere una acción inmediata, para que el embajador de hoja perenne de la atmósfera de la selva tropical no muera.
El abanico de posibles causas de la caída de las hojas es amplio, por lo que es inevitable realizar un análisis específico. Lea aquí qué hacer si su Ficus benjamina pierde las hojas. Estas instrucciones de cuidado explican cómo guiar con éxito a su Ficus en las condiciones adversas de Europa Central.
Cuando un Ficus benjamina pierde sus hojas, este daño suele ser consecuencia de un cambio inmediato de ubicación. Esta medida no siempre puede evitarse, por ejemplo en el caso de una mudanza a una nueva casa. En este caso, debe tener un poco de paciencia. Al cabo de unas semanas, el ficus se adaptará al nuevo lugar y volverá a equilibrar la pérdida de hojas. Por supuesto, esto sólo ocurre cuando el nuevo lugar tiene que ofrecer las siguientes condiciones de luz y temperatura.

Hiedra común

La higuera llorona (también conocida como ficus) crece como un gran árbol de hoja perenne en climas tropicales y subtropicales, pero se cultiva más a menudo como planta de interior en casas, oficinas y en el paisajismo comercial de interiores.
Esta elegante planta tiene ramas delgadas que se arquean con gracia a partir de un tronco gris claro, con hojas oscuras densas y brillantes. Cuando se cultiva en interiores, las plantas se podan normalmente para mantenerlas entre 1 y 2 metros de altura, y sus troncos se trenzan a veces para darles un toque decorativo. Es de crecimiento rápido y puede ser necesario trasplantarla hasta una vez al año, pero hágalo a principios de la primavera para obtener los mejores resultados. La higuera llorona es tóxica para las personas y los animales domésticos.
En los climas tropicales, la higuera llorona puede cultivarse como árboles ejemplares que alcanzan hasta 60 pies de altura, y a veces se plantan y podan como setos. La higuera llorona crece fácilmente en interiores en macetas llenas de una mezcla de tierra y colocadas con luz indirecta brillante o en zonas soleadas que reciban algo de sombra por la tarde. Debe regarse con regularidad durante la temporada de crecimiento, pero debe dejarse secar desde el otoño hasta el final del invierno.

Arce japonés

El ficus comunica su malestar dejando caer las brillantes hojas verdes. De hecho, se trata de un mecanismo de protección con el que la planta de interior reacciona a las condiciones negativas. La causa de este defecto rara vez es evidente y requiere un análisis específico. Lea aquí por qué el Ficus benjamina pierde sus hojas. Esta guía de cuidados le muestra cómo ayudar a su «hijo problemático».
De forma no verbal y sin embargo inequívoca, el Ficus nos «dice» cuando no se siente bien. La popular planta de interior reacciona ante un trastorno dejando caer sus elegantes y brillantes hojas. Esta señal requiere una acción inmediata, para que el embajador de hoja perenne de la atmósfera de la selva tropical no muera.
El abanico de posibles causas de la caída de las hojas es amplio, por lo que es inevitable realizar un análisis específico. Lea aquí qué hacer si su Ficus benjamina pierde las hojas. Estas instrucciones de cuidado explican cómo guiar con éxito a su Ficus en las condiciones adversas de Europa Central.
Cuando un Ficus benjamina pierde sus hojas, este daño suele ser consecuencia de un cambio inmediato de ubicación. Esta medida no siempre puede evitarse, por ejemplo en el caso de una mudanza a una nueva casa. En este caso, debe tener un poco de paciencia. Al cabo de unas semanas, el ficus se adaptará al nuevo lugar y volverá a equilibrar la pérdida de hojas. Por supuesto, esto sólo ocurre cuando el nuevo lugar tiene que ofrecer las siguientes condiciones de luz y temperatura.

Lirio de la paz

El Ficus Benjamina es una de las plantas de interior más cultivadas en todo el mundo. Se conoce popularmente como higuera llorona o Ficus. El Ficus Benjamina puede ofrecer una gran decoración a su casa y puede crear un ambiente exótico. Hay muchas variedades, formas, tonos y colores de hojas y tallos de Ficus Benjamina, pero algo que es común en todas las variedades es que «todos los árboles se parecen al árbol llorón (las hojas se inclinan hacia abajo)». La planta se ve muy bien en el exterior, en el suelo o en los alféizares de las ventanas.
Si desea cultivar este árbol de hoja perenne en el interior, es esencial mantener un alto contenido de humedad a su alrededor. Puede colocar el árbol en una bandeja de guijarros con agua o practicar la nebulización regular para mantener un alto nivel de humedad. Una cosa que hay que tener en cuenta a este respecto es no confundir una humedad elevada con unas raíces demasiado húmedas de la planta.
También es esencial tener cuidado al regar la planta, para evitar el exceso de riego. Asegúrese de regar la planta sólo si la capa superior del suelo está seca y no húmeda. Los ficus son conocidos por su rápido crecimiento y esto implica que el árbol necesita una buena cantidad de nutrientes. Por tanto, asegúrese de abonarlo al menos una vez al mes para mantener el nivel de nutrientes en el suelo y hacer frente al crecimiento.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad