Nasa en 1989 espatifilo

Nasa en 1989 espatifilo

Wikipedia

In 1989 NASA made a study about the benefits of having plants at home, sharing the best plants that fulfill their function of filtering substances inside closed spaces. They analyzed the pollutants that we can find in the air, the characteristics of the plants and the ease of obtaining them.
So if you are a fan of plants, we will tell you which are the best to have in your home, to decorate and give life to your enclosed spaces because they also fulfill functions that contribute significantly to our health by removing pollutants and improving air quality inside the house or any environment in which we are.
Some of their pros are that they are very popular and easy to obtain, besides that they do not require great care because they adapt quickly to temperatures between 17º to 30º C and it is enough to water them every time the soil is dry.
According to the NASA report, this plant can absorb up to five pollutants and is highly resistant to closed spaces with little light and water. However, the plant only thrives in temperatures above 18ºC.

1989 space movie

Also known as Moses Cradle or Peace Lily, it is a plant capable of absorbing excess moisture from the environment. A study published by NASA in 1989 demonstrated the ability of this plant to remove pollutants that accumulate in our home. The spathiphyllum is very easy to take care of, since the best way to keep it happy is to give it plenty of light (although not direct) and to keep it at a temperature of about 18-21 ºC in summer.
That same study showed that sansevieria is perfect for your bedroom. This plant emits oxygen throughout the night and cools the space. Get to sleep peacefully on hot summer nights in a natural and beneficial to health.
It is a plant native to Brazil that is characterized by a very deep calyx. Scientists at the State University of New York at Oswego (USA) found that the bromeliad absorbs more than 80% of compounds such as benzene or toluene present in the environment.

Abril 1990 nasa

STS-29RTDRS-D siendo desplegado en el Día de Vuelo 1 de la misión.Tipo de misiónDespliegue del satéliteOperadorNASACOSPAR ID1989-021ASATCAT no.19882Duración de la misión4 días, 23 horas, 38 minutos, 52 segundosDistancia recorrida3.200.000 kilómetros (2.000.000 mi)Órbitas completadas80
La STS-29R fue una misión del transbordador espacial de la NASA, durante la cual el Discovery puso en órbita terrestre un satélite de seguimiento y retransmisión de datos (TDRS)[1] Fue la tercera misión del transbordador tras el desastre del Challenger en 1986, y se lanzó desde el Centro Espacial Kennedy, Florida, el 13 de marzo de 1989[2] La STS-29R fue el octavo vuelo del Discovery y la 28ª misión del transbordador espacial en total; su predecesora, la STS-28, se retrasó hasta agosto de 1989.
La misión se designó técnicamente como STS-29R, ya que el designador original STS-29 pertenecía a la STS-61A, la 22ª misión del transbordador espacial. La documentación oficial y el papeleo de esa misión contenían el designador STS-29 cuando se asignó al transbordador espacial Columbia y posteriormente como STS-30 cuando se asignó al Challenger. La «R» significaba «reciclado» o «remanifestado». Como la misión STS-51L fue designada como STS-33, los futuros vuelos con las designaciones STS-26 a STS-33 requerirían la «R» en su documentación para evitar conflictos en el seguimiento de los datos de una misión a otra.

Información sobre la misión de la nasa

En este día de la historia, el 29 de septiembre de 1988, el transbordador espacial Discovery de la NASA fue lanzado desde el Centro Espacial Kennedy en la misión STS-26, en su 26ª misión del programa de transbordadores espaciales y 7ª misión para el Discovery. En un comunicado de prensa, la NASA reveló que la tripulación del comandante Frederick H. Hauck, el piloto Richard Covey y los especialistas John Lounge, David Hilmers y George «Pinky» Nelson salieron al espacio para la misión de cuatro días de duración en el primer despegue de astronautas veteranos.
A lo largo de los años, el Discovery de la NASA voló en 39 misiones, más que cualquier otro vehículo de la flota. Su carrera de 26 años de vuelos espaciales comenzó el 30 de agosto de 1984, con seis astronautas puestos en órbita en la misión STS-41D. El senador estadounidense John Glenn se puso en órbita a bordo del Discovery como miembro de la tripulación STS-95 en la misión que desplegó el telescopio espacial Hubble de la NASA desde la bahía de carga útil del Discovery. Sin embargo, la NASA perdió a sus 7 astronautas en la tragedia de la explosión del transbordador espacial Challenger en Cabo Cañaveral, ya que el transbordador espacial STS-51L estalló sólo 73 segundos después del despegue debido a un fallo en la junta tórica del cohete propulsor sólido que provocó el fallo del motor.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad