Planta bromelia flor roja

Planta bromelia flor roja

Bromelias pequeñas

Las bromelias Guzmania, Aechmea y Vriesea son mis plantas de interior favoritas. Me encantan sus inflorescencias (espigas de flores) de colores vivos, especialmente en esta época del año en la casa. Además, aportan un poco de riqueza y exotismo a una habitación.
Este post puede contener enlaces de afiliados, lo que significa que puedo recibir una pequeña comisión si haces clic en un enlace y compras algo que he recomendado. ¡Hacer clic en estos enlaces no le costará ningún dinero extra, sin embargo, como asociada de Amazon, gano de las compras que califican lo que me ayuda a mantener este sitio en marcha! Por favor, consulte mi política de divulgación para más detalles.
En su hábitat nativo, que es en las selvas tropicales de América del Sur y los estados del sur de los EE.UU., son epífitas. Se aferran a las ramas de los árboles o se alojan en las grietas de las rocas recogiendo el agua de lluvia en sus embudos. Mientras que aquí, en el hemisferio norte, se cultivan normalmente en interiores en macetas con compost o bien montadas con alambre sobre madera y cubiertas de musgo Sphagnum.

Cuidados de las bromelias en el exterior

La vistosa bromelia puede parecer difícil de cultivar, pero se adapta fácilmente a las condiciones normales del hogar con su asombrosa gama de colores y texturas. Aunque muchas de ellas tienen un despliegue de flores muy llamativo, las bromelias son tan populares como hermosas plantas de follaje con hojas de tiras en colores rojo, verde, púrpura, naranja y amarillo y con bandas, rayas, manchas y otras características. Las bromelias son plantas de crecimiento relativamente lento que tardan de uno a tres años en madurar hasta convertirse en plantas con flor.
En general, las bromelias necesitan una serie de condiciones bastante específicas para florecer, y estas condiciones varían de un género a otro, e incluso de una especie a otra dentro de un mismo género. Su ciclo de floración se ve afectado por la duración del día, la temperatura, la humedad, el agua y la alimentación. Tendrá que investigar los géneros y especies específicos para determinar la mejor manera de cultivarlos.
Las especies de bromelias pueden ser terrestres (se cultivan en el suelo) o epífitas (se aferran a los árboles y absorben los nutrientes a través de sus hojas), pero cuando se cultivan como plantas de interior, ambos tipos se suelen cultivar en una mezcla de maceta porosa y con buen drenaje. Como regla general, las bromelias se desarrollan en las mismas condiciones que las orquídeas epifitas. Sin embargo, son mucho más tolerantes que las orquídeas a las fluctuaciones de temperatura, a la sequía y a la alimentación descuidada.

Vriesea splendens

La belleza física puede ser efímera, y ése es ciertamente el caso de las bromelias. Conocidas por su exuberante follaje y sus preciosas flores, las bromelias sólo florecen una vez en su vida. ¿Cómo puedes asegurarte de que tu bromelia florece y se mantiene lo suficientemente sana como para producir más plantas? Vamos a desglosar los pormenores del cuidado de las bromelias para que florezcan perfectamente y produzcan más generaciones.
En la naturaleza, muchas bromelias son epífitas, lo que significa que fijan sus raíces a la corteza de los árboles y a la superficie de las rocas. Tienen un centro en forma de roseta con una copa donde recogen los nutrientes y el agua. Rodeadas de gruesas hojas verdes o plateadas, una floración única se llama inflorescencia. Las flores espigadas suelen ser de colores vivos, como el rojo, el naranja y el rosa.
Cuando se trata de plantas de interior, las bromelias suelen ser de bajo mantenimiento. Originarias de entornos tropicales de América del Norte y del Sur, aprecian la humedad. Dicho esto, son plantas que toleran la sequía y que pueden soportar el descuido ocasional. Como las bromelias prefieren secarse en entornos domésticos, sólo es necesario regar la planta cada dos semanas aproximadamente. Deberás regar tanto la tierra como el vaso, asegurándote de mantener este último lleno sólo hasta la mitad para evitar que se pudra.

Guzmania

La familia de las bromeliáceas (Bromeliaceae) contiene miles de especies de plantas. Entre ellas se encuentra la popular planta de la piña y cientos que son muy apreciadas por sus vistosas y atractivas flores y follaje. Aunque han tenido fama de ser «extravagantes» o «exóticas» y difíciles de cultivar, en realidad son bastante fáciles de mantener y de hacer florecer con las condiciones de cultivo adecuadas. A continuación, le mostraremos 17 de los tipos más populares de plantas bromeliáceas para cultivar en casa, además de consejos esenciales para su cuidado, a fin de que prosperen en su propio espacio vital.
La familia de plantas Bromeliaceae contiene 75 géneros y casi 3.600 especies de las plantas que comúnmente conocemos como bromelias. Todas las bromelias son originarias de América, excepto una que es endémica de África occidental. La familia de plantas contiene principalmente epífitas (aquellas que suelen crecer en la superficie de otra planta o árbol y obtienen sus nutrientes del aire y el agua), pero también algunas suculentas y especies terrestres (aquellas que viven en la tierra y suelen crecer en bases de suelo que obtienen sus nutrientes del suelo).

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad