Aloe vera para hongos en la ingle

Aloe vera para hongos en la ingle

Aloe vera para la tiña inguinal

La tiña inguinal es algo que tiene mucha gente, pero de la que la mayoría no habla. Algunos lo ven como una dolencia vergonzosa que prefieren callar debido a la zona que afecta: el área de la ingle.
No hay por qué sentirse así. La tiña inguinal es simplemente un hongo, a veces llamado tiña, y resulta que afecta a tu zona privada, pero el conocimiento es poder. Puede ayudarte a vencer ciertas dolencias y salir victorioso. A continuación se presentan nueve remedios caseros para la tiña inguinal que puedes probar sin divulgar información a los demás.
La miel cruda parece estar apareciendo en todas partes, y probablemente lo hayas notado. La mayoría de la gente utiliza este edulcorante para reemplazar el azúcar blanco u otros azúcares refinados porque es un poco más saludable. Sabe muy bien, pero probablemente nunca se te haya ocurrido poner un poco en la zona infectada.
Nadie puede culparte por ello; es un alimento, y no es que el edulcorante venga con usos adicionales en la etiqueta, como curar la tiña inguinal. Pues bien, un estudio ha demostrado que la miel tiene suficientes propiedades antibacterianas y antifúngicas como para ayudarte a deshacerte de este problema siempre que te la apliques a diario. Deja que la miel permanezca al menos una hora, aunque puedes dejarla más tiempo. Después, aclárala. Date un par de semanas para ver si las cosas mejoran.

Crema para la tiña inguinal

La tiña inguinal es una infección fúngica común que crea erupciones rojas y con picor alrededor de los genitales, las nalgas y la cara interna de los muslos. Aunque es incómoda, la tiña inguinal no suele ser un problema grave y puede curarse con sencillos remedios caseros.
Este artículo ha sido redactado por Jurdy Dugdale, RN. Jurdy Dugdale es una enfermera registrada en Florida. Recibió su licencia de enfermería de la Junta de Enfermería de Florida en 1989. Este artículo ha sido visto 2.876.960 veces.
El contenido de este artículo no pretende sustituir el consejo médico profesional, el examen, el diagnóstico o el tratamiento. Siempre debe ponerse en contacto con su médico u otro profesional sanitario cualificado antes de iniciar, cambiar o interrumpir cualquier tipo de tratamiento sanitario.
Resumen del artículoEn la mayoría de los casos, la tiña inguinal desaparece por sí sola al cabo de 2 o 3 semanas. Si quieres acelerar el proceso, puedes utilizar una pomada antimicótica de venta libre diseñada para tratar la afección. Aplícate la pomada según las indicaciones del envase durante una o dos semanas para ver si la erupción desaparece. Dado que la tiña inguinal empeora con la sudoración y la fricción, usa ropa holgada y evita el ejercicio mientras estés tratando la erupción. Para mantener la zona seca, cubre la erupción con polvos de talco 2-3 veces al día. Si la tiña inguinal no desaparece al cabo de unas semanas, ponte en contacto con tu médico. Si tienes pie de atleta al mismo tiempo que la tiña inguinal, deberás tratar ambas erupciones. La tiña inguinal y el pie de atleta pueden estar causados por la misma bacteria, y si no tratas el pie de atleta al mismo tiempo, la tiña inguinal podría reaparecer. Puedes utilizar una pomada de venta libre diseñada para el pie de atleta para ayudar a eliminar la erupción. Para obtener consejos de nuestro revisor médico sobre cómo prevenir futuros brotes de tiña inguinal, sigue leyendo.

Tiña inguinal

Muchas personas sufren infecciones por hongos al menos una vez en su vida. La falta de higiene, la humedad y el clima cálido son posibles causas de las infecciones fúngicas. La dermatitis del pañal, el pie de atleta, la tiña inguinal y la candidiasis oral son algunas de las infecciones fúngicas más comunes. Muchos de los hongos que causan estas infecciones ya se están volviendo resistentes a formas más agresivas de medicamentos.
Los alimentos fermentados son otra excelente fuente de probióticos. Si estos no te ayudan, puedes usar suplementos probióticos que tienen dosis más concentradas de bacterias buenas. Lea más sobre los beneficios del yogur para la salud.
El vinagre de manzana tiene propiedades antifúngicas. Puedes mezclar dos cucharadas en agua tibia y beberlo o mojar un algodón en él y aplicarlo sobre la piel. Hacer esto tres veces al día debería producir resultados beneficiosos. Conozca más sobre los beneficios para la salud del vinagre de sidra de manzana.
El aceite del árbol del té es naturalmente antifúngico y antibacteriano. Mézclelo con cualquier aceite portador, como el de coco o el de oliva, y aplíquelo sobre la zona infectada unas tres o cuatro veces al día. Este es uno de los remedios caseros más eficaces para tratar las infecciones por hongos.

Qué elimina la tiña inguinal rápidamente

Durante años, se ha asumido que los síntomas de la tiña inguinal son comunes sólo entre los atletas. Sin embargo, en realidad, el problema de la tiña inguinal puede afectar a todos y a cualquiera. Sólo que los atletas corren más riesgo de padecer tiña inguinal, ya que sudan más que cualquier persona media y también llevan ropa sudada durante un periodo de tiempo considerable. El sudor constante ayuda a preparar el terreno conveniente para que las bacterias dañinas crezcan y se conviertan en una infección por hongos. Por lo tanto, los síntomas de la tiña inguinal no se limitan a los atletas.
Varios remedios caseros naturales pueden tratar este problema común de la tiña inguinal, así como la infección causante. Aquí hemos tratado de proporcionar toda la información importante relativa a la tiña inguinal. Siga leyendo para encontrar detalles sobre las principales causas, síntomas y tratamiento de la tiña inguinal con algunas técnicas importantes, así como los principales remedios caseros.
La tiña inguinal es la tiña (una infección por hongos) de la ingle que se produce en la zona de la ingle. Esta afección puede ser muy molesta y provoca una sensación de ardor en la zona de la ingle junto con el ano y los pliegues de la piel del muslo. El tratamiento de la tiña inguinal es importante, ya que puede complicarse aún más.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad